Inma & Antonio

Te amo libremente sin pedirte nada a cambio.

Entonces, desde ahí: si me regalas un beso,
una sonrisa, un abrazo, la mirada de tus ojos,
la caricia de tus manos, si me dices una vez:
yo también te amo…

No puedo pedir más que anidar a tu lado,
y amarte libremente

sin pedirte nada a cambio.

Tú (Veronique de Miguel)

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *